Mucho para hacer

Social Watch
Abdulnabi Alekry

A excepción del Objetivo de Desarrollo del Milenio 7, relativo al medio ambiente, Bahrein ha alcanzado – o está por alcanzar – los Objetivos de Desarrollo de Milenio (ODM). Sin embargo, todavía hay metas a alcanzar: eliminar las enormes diferencias de ingresos, más educación basada en la tecnología, leyes para fomentar el empoderamiento de la mujer y una información sobre las enfermedades de transmisión sexual universal. En términos de medio ambiente, se necesitan políticas que protejan las aguas subterráneas y la biodiversidad del crecimiento de la construcción y el aumento de tierras ganadas al mar.

El informe de evolución (2004-2007) de Bahrain sobre los ODM, preparado por un grupo de expertos del gobierno, la intelectualidad y las organizaciones de la sociedad civil (OSC), además del PNUD, indicó que Bahrein ha alcanzado con éxito e incluso superado las metas de los ODM[1] .  Sin embargo, una lectura crítica revela varios defectos en la comprensión y aplicación de los ODM en las estrategias oficiales. Un informe paralelo de las OSC – que vincule las metas con la financiación para el desarrollo – podría contribuir a una evaluación más objetiva de los progresos.

Visión 2030

La estrategia económica Visión 2030 de Bahrein, que abarca la economía nacional, el Gobierno y la sociedad, destaca lo siguiente[2] :

  • “El crecimiento económico será impulsado por mayor productividad del sector privado y por la utilización de empleados bahreiníes por parte de las empresas que aportan mucho valor agregado”.
  • El Gobierno dejará gradualmente la provisión de servicios y se dedicará a la creación y aplicación de políticas enfocadas al futuro en asuntos como finanzas y economía, atención de la salud, educación, medio ambiente, seguridad y justicia social.
  • En 2030 la sociedad bahreiní será una meritocracia sobre la base del trabajo y el talento. Todos dispondrán de los servicios básicos sin distinción de habilidades, y habrá igualdad de oportunidades para todos los bahreiníes.

Visión 2030 reconoce los desafíos que el mundo competitivo y globalizado de hoy presenta a la economía. Bahrein es un país muy bien catalogado en términos de capacidad para atraer inversión extranjera, especialmente para el desarrollo inmobiliario, la banca, las finanzas y los servicios. Se han abierto varias zonas francas para estimular el establecimiento de empresas del sector manufacturero. Además, por medio de políticas de privatización, se han abierto a los inversores privados los sectores que participan en el desarrollo como los puertos, la producción de electricidad, las viviendas públicas, la salud, la educación y los servicios municipales. Se espera que esto genere nuevos recursos financieros y materiales para los ODM.

ODM: logros y desafíos

ODM 1 – Erradicar la pobreza extrema y el hambre. En el contexto de Bahrein, esto significa erradicar la pobreza relativa. El Gobierno ha mejorado las medidas a largo plazo para formar una red de seguridad para las familias necesitadas, que incluye asignaciones para quienes estén debajo de cierto nivel de ingresos, viviendas subsidiadas y tarifas de servicios públicos reducidas por intermedio del Family Bank. La Royal Charity atiende a los huérfanos, mientras que el Ministerio de Desarrollo Social apoya a los discapacitados.

Una de las metas principales de Visión 2030 es desarrollar una economía sostenible basada en el conocimiento y el valor agregado, impulsada por un sector privado que genere trabajo gratificante. Muchos de los bahreiníes que buscan empleo no están calificados o se niegan a aceptar ciertos trabajos por las malas remuneraciones. Por ello, el Gobierno ha establecido una serie de iniciativas: la creación de una Autoridad del Mercado de Trabajo, que regula el mercado y controla los permisos de trabajo, permitiendo que los inmigrantes cambien de empleo; impuestos al empleo de trabajadores inmigrantes; la constitución de un fondo para la capacitación de quienes buscan trabajo y apoyo a los jóvenes emprendedores que desean iniciar su propio negocio por medio del Development Bank; estímulos a los bancos privados para que financien pequeñas y medianas empresas con garantías del Gobierno; y nuevas instalaciones para incubadoras de pequeñas empresas.

La participación del sector privado y las nuevas fuentes de financiación ayudaron a crear empleos y reducir el desempleo – del 16% en 2002 al 3,7% en febrero de 2009[3] , según el Ministro de Trabajo, el Dr. Majeed Al Alawi. Esta reducción también se debió a la creación de un Sistema de Seguro de Desempleo: los ciudadanos se pueden inscribir como desempleados para recibir asistencia financiera por seis meses, durante los cuales el Ministerio los ayuda a buscar empleo o recibir capacitación. Además, el sueldo promedio de los recién empleados aumentó, aunque todavía quedan muchos bahreiníes en el sector público y el privado con ingresos bajos. También se estableció un fondo mixto, público y privado, para dar subvenciones a las OCS para la puesta en práctica de proyectos de desarrollo.

ODM 2 – Lograr la enseñanza primaria universal. Bahrein alcanzó este objetivo hace tiempo. Ahora el desafío es brindar una enseñanza más creativa, diversificada y basada en la tecnología. Hay planes piloto sobre tecnologías de la información que se aplican – o se aplicarán – en las instituciones primarias, intermedias y secundarias.

ODM 3 – Promover la igualdad entre los géneros y la autonomía de la mujer. Desde la Constitución Nacional de 2001, que establece derechos políticos iguales para hombres y mujeres, hay un abordaje más positivo de la igualdad entre los géneros y la autonomía de la mujer. El Consejo Supremo de las Mujeres, establecido en 2002, ha sido el principal facilitador de la autonomía de la mujer en todos los campos y ámbitos. Un indicador clave de estos cambios es el aumento de la proporción mujer/hombre en la enseñanza terciaria (2,46) donde el 70% de los estudiantes son mujeres[4] .

En la dimensión económica, la participación femenina en la fuerza laboral en 2008 era del 35% comparado con un 86% de la masculina[5] . El número de mujeres con habilitación comercial o que se dedican a los negocios está aumentando dramáticamente[6] . Las mujeres tienen derecho a asignaciones familiares igual que los hombres. Pero el número de mujeres que ocupan posiciones destacadas tanto en el sector privado como en el público sigue siendo desproporcionadamente bajo en relación a su formación.

Desde 2002, las mujeres participan más activamente en política. Han llegado a ser ministras y miembros del consejo legislativo y las nuevas organizaciones políticas tienen mujeres en los cargos de liderazgo. Debe adoptarse un sistema de cupos para favorecer a las mujeres en las listas de candidatos, el parlamento, los consejos consultivos y municipales, el liderazgo de las  organizaciones políticas y las OSC. Las mujeres deberían estar bien representadas en todos los niveles del gobierno, empezando por el Consejo de Ministros. Sin embargo, el Estado y la sociedad están dominados por la cultura y las costumbres machistas y Bahrein todavía no ha adoptado una estrategia integral para garantizar la igualdad entre mujeres y hombres.

ODM 4 – Reducir la mortalidad infantil. Bahrein ha podido cumplir con los requisitos de los tres indicadores: reducir la mortalidad de los niños menores de cinco años, reducir la mortalidad infantil y vacunar a los menores de un año contra el sarampión. En 2008 la tasa de mortalidad entre los menores de cinco años era de 12 por cada 1000 nacidos vivos y la tasa de mortalidad infantil era de 9 por cada 1000 nacidos vivos[7] , lo que son cifras similares a las de los países desarrollados. La vacunación contra el sarampión cubre al 100% de la población. Tanto el Ministerio de Salud como instituciones privadas brindan servicios integrales de salud. Las OSC de profesionales médicos también desempeñan una función.

En este campo, los desafíos son reducir aún más las tasas de mortalidad en menores de 5 años y de 1 año; mejorar el tratamiento de las enfermedades hereditarias, especialmente la anemia de células falciformes; garantizar la calidad y asequibilidad de los servicios de salud privados; aumentar el número de profesionales de la salud calificados y mejorar la nutrición de los niños.

ODM 5 – Mejorar la salud materna. El número de muertes maternas registradas entre 2000 y 2006 no superó las 2 por cada 1000 nacimientos. Se ha logrado el acceso universal a los servicios de salud reproductiva: en forma gratuita para los ciudadanos y por un precio simbólico para los inmigrantes. Todos los partos son asistidos por personal capacitado. Se pueden obtener anticonceptivos gratuitos en los centros de salud estatales y a un precio razonable en todas las farmacias; su uso limitado se debe a la ignorancia o los preceptos religiosos. Si bien el porcentaje de nacimientos en madres adolescentes es muy bajo, está aumentando con la modernización y las actitudes más liberales hacia el sexo. En el futuro se debería tratar de mejorar la atención de la salud de madres y bebés durante el embarazo, el parto y el posparto.

ODM 6 – Combatir el VIH/SIDA, el paludismo y otras enfermedades

En Bahrein prácticamente no existen enfermedades epidémicas y contagiosas. No hay paludismo y sólo se registran unos pocos casos de tuberculosis entre los trabajadores inmigrantes. Sin embargo, la lucha contra el SIDA es prioritaria y representa un gran desafío por muchas razones. Se sigue considerando una vergüenza ser portador de VIH y por eso, o por ignorancia, muchas personas ocultan el hecho de tener VIH. Es necesario tomar medidas para cambiar las actitudes de la gente con respecto al SIDA y el aislamiento que padecen quienes tienen la enfermedad, desarrollar mecanismos para detectar la infección con VIH en la fase inicial y garantizarles una vida normal y tratamiento a las personas que viven con VIH y SIDA.

ODM 7 – Integrar principios de desarrollo sostenible a las políticas nacionales. Hace décadas que el desarrollo sostenible es una estrategia nacional y Visión 2030 hace hincapié en él. Por desgracia, se ha logrado el rápido desarrollo del país a costa del medio ambiente. La pérdida de biodiversidad va en aumento. Por ejemplo, complejos de cemento han reemplazado a las palmeras. Entre 1970 y 2009 más de 90 kilómetros cuadrados fueron ganados al mar, a expensas de bahías, lagunas y playas. Esto ha causado la destrucción de hábitats naturales y la extinción de muchas especies marinas.

Hace varias décadas se alcanzó el acceso generalizado al agua potable y al saneamiento básico. El problema es que los manantiales subterráneos no son renovables y la calidad del agua se está deteriorando. Se necesitan cantidades cada vez mayores de agua desalinizada – que se produce con electricidad – lo que significa quemar más combustibles fósiles.

La mayoría de los habitantes de los barrios marginales son trabajadores asiáticos no especializados y mal pagados; hoy en día no hay planes de Gobierno para construirles viviendas dignas. El problema de la vivienda se está volviendo una crisis por la escasez de viviendas públicas y privadas asequibles y por la apropiación de tierras fiscales por parte de altos funcionarios.

ODM 8 – Fomentar una alianza mundial para el desarrollo. Bahrein se ha establecido sólidamente como país abierto al comercio y centro de la banca y los servicios financieros internacionales. Por medio de una política de puertas abiertas, ha logrado atraer inversores internacionales. La consecuencia es una economía floreciente, con un crecimiento real del producto interno bruto (PIB) del 6,3% en 2009: esto significa unos USD38.400 per cápita[8] . Bahrein es miembro de la Organización Mundial del Comercio (OMC), el Consejo de Cooperación del Golfo (CCG) y el Mercado Común Árabe y ha celebrado tratados de libre comercio (TLC) con los Estados Unidos, la Asociación de Naciones de Asia Sudoriental (ASEAN) y otros países.

Sin embargo, los bahreiníes no tienen voz en estos acuerdos, en los que los verdaderos actores son el Gobierno y el sector empresarial. Hay un sentimiento generalizado de que, darles a los ciudadanos de los países que tienen TLC, o acuerdos similares con Bahrein, el derecho a ejercer sus profesiones o explotar negocios, genera competencia desleal.

Conclusión

Como se analizó para cada objetivo, se han logrado avances significativos hacia los ODM pero restan varios desafíos. En especial, es necesario desarrollar legislación y mecanismos para combatir la discriminación contra la mujer, encontrar formas de enfrentar la escasez de recursos hídricos naturales, abordar la crisis de la vivienda y mejorar la calidad de la enseñanza primaria para que sea compatible con las necesidades siempre cambiantes y los avances de la tecnología. También se debe desarrollar una estrategia nacional para brindarle al público información precisa sobre el SIDA y enfrentar las causas de infección de VIH.

 

[1] Ministerio de Desarrollo Social y PNUD, The Millennium Development Goals: Work in Progress 2004–2007, 2007. Disponible en: <www.undp.org.bh/Files/2008MDGPROREP/BHRMDGPROREP2004-2007.pdf>.

[2] Bahrain Economic Development Board, From Regional Pioneer to Global Contender: Economic Vision 2030. Disponible

[3] Habib Toumi, “Bahrain's unemployment rate down to 3.7 per cent”, GulfNews.com, 16 de marzo de 2010. Disponible

[4] Ricardo Hausmann, Laura D. Tyson and Saadia Zahidi, The Global Gender Gap Report 2009 (Ginebra: Foro Económico Mundial, 2009). Disponible en: <www.weforum.org/pdf/gendergap/report2009.pdf>. Sin embargo, debe notarse que una razón de la mayor participación de la mujer es que un gran número de hombres se educan en el exterior.

[5] Ibid.

[6] Por ejemplo, las cifras divulgadas por el Banco Central de Bahrein (CBB) en 2007 mostraron un aumento del número de mujeres que trabajan en el sector financiero del país. En ese momento representaban el 36% de los bahreiníes empleados en el sector y el 25% de la mano de obra total (incluyendo los inmigrantes).

[7] UNICEF, “Bahrain statistics”. Disponible en: <www.unicef.org/infobycountry/bahrain_statistics.html>.

[8] Index Mundi, “Bahrain GDP – per capita”. Disponible en: <www.indexmundi.com/bahrain/gdp_per_capita_%28ppp%29.html>.

Human Rights International Treaties
ABCDEFG
ILO Conventions
C 87 C 98 C 105 C 100 C 111C 138 C 182
» View detail


SUSCRIBE TO OUR NEWSLETTER

Submit